Cómo evitar las espinillas en la cara

Actualizado el 08/08/2017

El acné es una condición producida principalmente por diversos factores internos, pero hay algunos cuidados externos que pueden hacer que su formación medre bastante.

A continuación puedes ver cómo evitar las espinillas en la cara manteniendo algunos cuidados básicos. Si quieres ver cómo prevenir el acné en todo tu cuerpo, fíjate en este otro artículo.

Estos cuidados son fundamentales para resolver el problema, sobre todo cuando el brote del acné aún está en desarrollo.

Hay algunos factores que dejan la piel más propensa a la formación del acné. Los poros obstruidos o muy grandes, una mala higiene y el cutis graso o muy seco, son algunos buenos ejemplos.

Además, el cuidado diario de la piel ayuda a equilibrar los niveles de pH de la misma, dejándola más suave, tonificada, radiante y saludable.

Ve ahora cómo evitar las espinillas en la cara

A continuación te proporcionamos algunas recomendaciones que te servirán para evitar que te salgan espinillas.

Síguelas con atención y lograrás prevenir el desarrollo del temido acné.

– La higiene facial

Una excelente medida es lavarse la cara dos veces al día con un jabón suave antiséptico y antibacteriano 100% natural (jabón de aceite del árbol de té, por ejemplo).

Esto ayuda a disminuir la hinchazón, la inflamación y el enrojecimiento, sin las reacciones alérgicas que suelen causar los medicamentos.

Una recomendación importante es que utilices agua tibia para humedecer el jabón y te lo apliques suavemente con la yema de los dedos haciendo movimientos circulares.

Para secarte, hazlo muy suavemente con una toalla de algodón, para no irritarte la piel.

Advertencia: sigue estos consejos pero no te laves la cara excesivamente, pues esto puede causar irritación y aumentar el enrojecimiento o la inflamación, lo que iría exactamente contra tus objetivos.  

– La piel grasa y los poros dilatados

Si tus glándulas sebáceas producen demasiada grasa, eso se reflejará en el aspecto externo de tu piel.

Como regla general, para saber qué tipo de piel tienes, debes observar especialmente la denominada “zona T“, formada por la frente, la nariz y el mentón:

– Si esa zona es grasa y el resto del rostro no, entonces tienes la piel mixta;

– Si esa zona es grasa y el resto de tu rostro también lo es, entonces tienes piel grasa.

La grasa que se acumula en la superfice de la piel, junta muchas impurezas y es un ambiente ideal para el desarrollo de microorganismos.

Además, esto deja los poros demasiado abiertos, permitiendo la entrada de las bacterias responsables por la formación de espinillas y puntos negros.

Para solucionarlo, evita usar productos con alcohol o lociones adstringentes.

En vez de eso, mejor utiliza una mascarilla con ingredientes naturales que te ayuden no sólo a eliminar la grasa sino también a reducir su producción.

Algunos ingredientes naturales recomendados son: la sábila (aloe vera), la maicena, la manzana, el limón, la yema de huevo y la arcilla. 

– Piel muy seca

Aunque son las personas con piel grasa las que tienen una mayor incidencia de acné, las que tienen la piel demasiado seca también pueden padecerlo.

Este tipo de piel suele ser escamosa y, cuando las escamas comienzan a soltarse, los poros pueden quedar obstruidos, favoreciendo la formación de espinillas.

El gran desafío es que la mayor parte de los productos para tratar las espinillas tienden a resecar la piel, por lo que pueden empeorar el problema de quien la tiene demasiado seca.

Para solucionarlo, además de algunos cuidados internos tales como beber suficiente agua (como mínimo 2 litros diarios), es recomendable que uses un buen producto de limpieza para piel seca todas las mañanas al levantarte y por la noche antes de irte a dormir.

Nunca uses jabones de tocador comunes para limpiar tu rostro, pues suelen contener productos químicos que empeorarán la situación de tu cutis.

Hazte una exfoliación semanal de tu piel con un producto suave, para remover las células muertas. Si tu piel es muy sensible, es mejor que lo hagas quincenalmente.

Para finalizar, usa una crema humectante apropiada para tu tipo de piel o un gel de aloe vera, que te ayudará a obtener un aspecto saludable.

Advertencia: si tu piel es sensible, lo mejor es que pruebes cada producto antes de usarlo, poniéndote una pequeña cantidad en el mentón. Espera unos minutos y observa si tu piel sufrió alguna reacción.

como evitar las espinillas en la cara

Bien, esto ha sido todo por hoy. Esperamos que te hayan gustado estas informaciones sobre cómo evitar las espinillas en la cara.

Muchas gracias por tu visita y, si lo deseas, déjanos tus comentarios al final de la página.

También puede interesarte:

Un método natural para eliminar el acné en casa.

5 remedios caseros para el acné.

¿Te gustó este artículo? Ayúdanos a divulgarlo, ¡gracias!

Loading...

Deja aquí tu comentario:

Antes de enviar una pregunta, lee nuestras Reglas Para Comentarios.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *