Síntomas de gastritis nerviosa

Hoy trataremos sobre uno de los tipos de la enfermedad denominado gastritis nerviosa y que debe su nombre a las causas que la originan: el estrés, la ansiedad, el nerviosismo y la ira, entre otros factores emocionales.

Como explicamos en otra entrada (aquí), la gastritis es una inflamación del revestimiento de la mucosa del estómago, un trastorno que causa un intenso ardor y malestar en el mismo.




Cabe destacar que hay factores que pueden agravarla, tales como una dieta pobre y la ingesta de bebidas gaseosas, alcohol y café, o incluso el consumo de ciertos medicamentos y el hábito de fumar, pudiendo causar efectos muy nocivos en el estómago.

Según los médicos, aproximadamente el 70% de los pacientes que visitan los consultorios con síntomas de gastritis tiene este tipo de la enfermedad.

Sintomas de gastritis nerviosaEste es un porcentaje general, porque si analizamos las tasas de los jóvenes, esta cifra puede elevarse a casi el 90%.

Por otro lado, según los datos informados, la mayor parte de las personas con este tipo de gastritis son del sexo femenino.

¿La gastritis nerviosa es distinta de la común?

Sí, lo son. Una de las principales diferencias entre estos dos tipos de la enfermedad es que, mientras que la gastritis común afecta directamente a la mucosa gástrica, la gastritis nerviosa no suele causar ningún daño aparente a las paredes del estómago, lo que la vuelve más difícil de ser diagnosticada.




Los principales síntomas de gastritis nerviosa

Los síntomas de este tipo de gastritis son prácticamente los mismos de la gastritis común: el paciente se queja de dolor en el estómago y ardor, que pueden ser acompañados de vómitos y náuseas.

Tienden a aparecer de forma repentina y suelen permanecer en promedio por unos tres días.

Los primeros síntomas de la gastritis nerviosa por lo general suelen ser: ardor en la garganta, acidez y ardor de estómago, náuseas, malestar al comer y eructos.

No obstante, no hay ninguna regla para el orden de aparición de estos signos, que pueden manifestarse en cualquier momento del día.

De un modo bastante general, los principales síntomas de la gastritis nerviosa son:

Acidez.




Quemazón en el estómago y esófago.

Dolor con puntadas en el estómago o el área abdominal.

Pérdida del apetito.

Sensación de plenitud antes de la finalización de la comida.

Sensación de mala digestión.

Náuseas y vómitos.

Eructos frecuentes y gases.

Estos son sólo algunos de los signos de la gastritis nerviosa y, aunque parezcan inocentes, deben ser evaluados por un médico.

Cabe destacar que los síntomas no siempre se presentan al mismo tiempo y suelen empeorar en las comidas, cuando se presenta una crisis.

Las personas que padecen de gastritis nerviosa deben evitar el consumo de ciertos alimentos, tales como los fritos, los ricos en grasas y los dulces, por ejemplo.

La ingestión de alcohol debe ser reducida todo lo posible y el hábito de fumar debe ser abandonado.

Padecer de esta enfermedad puede ser muy incómodo, sin embargo, existe tratamiento y, cuanto antes lo inicies, mejores serán los resultados que tendrás, evitando futuras complicaciones.

Colaboración: Juan José de Cómo curar la gastritis.

Esperamos que estas informaciones sobre los síntomas de gastritis nerviosa te sean bastante útiles.

Si tienes gastritis o reflujo ácido, te recomendamos que conozcas:

Un método natural para eliminar la gastritis.

También puede interesarte:

Un buen remedio para la gastritis.


¿Te gustó esta entrada? Compártela con tus amigos:

Deja aquí tu pregunta o comentario:

ATENCIÓN: antes de enviar tu pregunta o comentario, lee atentamente nuestra Política de Comentarios.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *