Síntomas de hemorroides externas e internas

La aparición de este trastorno puede estar relacionada con la manifestación de algunos síntomas, que pueden ser distintos en función de si se trata de hemorroides externas o internas.

Veamos a continuación las diferencias entre los signos característicos de cada uno de los dos tipos de esta afección.




Conoce los síntomas de hemorroides externas e internas

Las hemorroides externas

Son venas dilatadas que salen a través del ano. Son visibles y perceptibles como nódulos duros y/o oscuros que sobresalen alrededor del ano.

Por lo general se deben al esfuerzo intenso realizado durante la defecación, especialmente en los casos de estreñimiento.

sintomas de hemorroides externasLa hinchazón e inflamación de la zona anal es bastante común en estos casos.

Como la piel que las cubre es muy sensible, suelen ser bastante dolorosas y, si ocurren lesiones en la misma, podría resultar en hemorragia.

Esto trae como consecuencia la presencia de sangre de coloración roja brillante, generalmente cubriendo las heces en el inodoro y/o en el papel higiénico.

De hecho, cuando se forman coágulos de sangre obstructivos (trombosis hemorroidal), el dolor puede ser verdaderamente muy fuerte.

Por otra parte, es muy frecuente el dolor anal más o menos intenso al sentarse y puede aumentar bastante durante la evacuación.




Las hemorroides internas

Normalmente quedan dentro del recto y no son visibles, excepto cuando por algún motivo prolapsan a través del ano.

Por lo general no son dolorosas, con excepción de si prolapsaron y/o cuando coexiste trombosis hemorroidal.

El prolapso puede ocurrir cuando se hace mucho esfuerzo (para defecar o levantar objetos muy pesados, por ejemplo) y en ese caso pueden quedar visibles, ocasionando bastante dolor.




El esfuerzo asociado con la defecación y la salida de las heces también puede causar daños a la superficie de las venas hemorroidales, con su consiguiente hemorragia.

Esto se manifiesta con la aparición de sangre rojo vivo en las heces y/o en el papel higiénico.

Cabe destacar que las de grado III y IV también pueden estar asociadas con la incontinencia fecal.

Además, suelen manifestar la presencia de un flujo que puede causar irritación de la mucosa y prurito anal, causando bastante comezón en la zona.

Cuando se presenta dolor y sangrado, es necesario buscar atención médica

Esto es necesario aún cuando se sepa (o por lo menos se desconfíe) que estos síntomas puedan deberse a las hemorroides.

De hecho, la presencia de sangre en las heces es un signo común a otras varias enfermedades o trastornos del tracto digestivo.

Entre los mismos pueden mencionarse: el cáncer colorrectal, la diverticulitis, ciertas infecciones intgestinales e incluso la fisura anal.

Por este motivo, en caso de hemorragia, siempre debe ser investigado por un coloproctólogo o un cirujano colorrectal, pues es la única forma de tener un diagnóstico correcto.

Colaboración: Hugo, de Cómo quitar las hemorroides.

Esperamos que estas informaciones sobre los síntomas de hemorroides externas e internas te sean de bastante utilidad.

Y no olvides que, si presentas sangrado, será necesario que acudas al médico lo más rápido posible para que te examine y te recomiende el mejor tratamiento a ser seguido.

También puede interesarte:

Alimentación para mejorar las hemorroides.

hemorroides control


¿Te gustó esta entrada? Compártela con tus amigos:

Deja aquí tu pregunta o comentario:

ATENCIÓN: antes de enviar tu pregunta o comentario, lee atentamente nuestra Política de Comentarios.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *