La sudoración excesiva en niños

Hoy trataremos de un tema que puede causarle bastante preocupación a los padres: la sudoración excesiva en niños.

La producción de sudor es una defensa natural del cuerpo para regular la temperatura corporal.




Es normal transpirar durante las actividades físicas, cuando la temperatura es alta o incluso en momentos de ira o nerviosismo, pero sudar en exceso en cualquier situación, incluso en reposo, caracteriza una enfermedad llamada hiperhidrosis.

¿Sabías que en muchos casos esta enfermedad se desarrolla en la infancia o en la adolescencia?

Por qué ocurre la sudoración excesiva en niños

sudoracion excesiva en niñosLa hiperhidrosis afecta aproximadamente al 5% de los niños.

Los bebés que tienen los pies y las manos húmedas y frías pueden estar comenzando a presentar los primeros síntomas de hiperhidrosis.

Incluso si el día no es de altas temperaturas, algunos niños pueden sentir calor excesivo y quedar con la piel aceitosa.

Los adolescentes suelen tener sudoración en exceso especialmente en zonas como los pies, las manos, las axilas y el torso.

Si tu hijo tiene estos síntomas, acude a un dermatólogo pediatra para diagnosticar a tiempo y comenzar el mejor tratamiento.




Causas y factores de riesgo

Existen diferentes causas de la aparición de la enfermedad, tales como el estrés, la genética y las alergias, así como otras patologías y factores emocionales.

Cuando el niño está muy ansioso, por ejemplo, sus glándulas sudoríparas pueden ocasionar sobreproducción, provocando sudor intenso.

Estas manifestaciones suelen aparecer a partir de los 2 a 3 años y desarrollarse a lo largo de toda la vida.

En el caso de las alergias, el sudor puede ser causado por la fricción entre la piel y la ropa que no haya sido lavada apropiadamente.




En muchos casos, los niños cuyos padres o parientes cercanos tienen hiperhidrosis, son más propensos a desarrollar la enfermedad, pero esto no es la regla.

El sudor es una sustancia producida por las glándulas sudoríparas que consta de agua y pequeñas cantidades de minerales.

Cuando dichas glándulas producen una mayor cantidad de sudor a lo que el cuerpo necesita, el niño muestra un aumento de la temperatura, sudoración en las manos, pies, axilas, cabeza y cara, así como mal olor.

En términos médicos, en los niños o adultos que tienen hiperhidrosis, las glándulas sudoríparas son hiperfuncionantes, es decir, no dejan de producir sudor.

Problemas futuros

La enfermedad no es grave y no trae riesgos, pero compromete la calidad de vida del niño y puede causar complicaciones a su autoestima, perturbando su vida social.

Además del evidente sudor, la ropa del niño también puede quedar de color amarillento en las zonas afectadas, causándole vergüenza.

Por otro lado, la sudoración incontrolable le traerá futuramente incomodidad tanto física como emocional: un adulto con hiperhidrosis normalmente siente vergüenza para saludar a la gente, por ejemplo, porque sus manos suelen estar sudadas.

Es importante por lo tanto evitar que el exceso de sudor le ocasione futuros problemas al niño en muchos aspectos, pero en especial aquéllos relacionados con su socialización.

Por eso es tan importante que se haga un diagnóstico temprano.

Tratamientos

Para tratar la sudoración excesiva, pueden ser utilizados jabones astringentes que ayudan a prevenir las complicaciones bacterianas.

El tratamiento también puede ser realizado con antitranspirantes o medicamentos, pero todos los procedimientos para detener el sudor excesivo siempre deben ser indicados por un dermatólogo.

Los especialistas advierten que muchas madres creen que exfoliarle las axilas al niño podría disminuir el problema.

Nada más equivocado: en verdad, esta práctica puede causarle irritación y daño a la piel del niño.

El uso de perfumes o desodorantes para adultos tampoco se recomienda, es mejor que sea utilizado un desodorante para niños.

Esperamos que estas informaciones acerca de la sudoración excesiva en niños te sean de bastante utilidad.

Si sudas demasiado, te recomendamos que conozcas:

Un método natural para eliminar la sudoración excesiva.

También puede interesarte:

Cómo evitar la sudoración de las axilas.


¿Te gustó esta entrada? Compártela con tus amigos:

Deja aquí tu pregunta o comentario:

ATENCIÓN: antes de enviar tu pregunta o comentario, lee atentamente nuestra Política de Comentarios.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *