Qué es la psoriasis pustulosa

La psoriasis pustulosa es una forma poco frecuente de la enfermedad, que se manifiesta en poco más de 7 personas por cada millón.

Puede atacar a todas las personas por igual, independientemente de su sexo y origen étnico, produciendo pústulas (protuberancias en la piel que se llenan de pus).




Todavía no se conocen las causas exactas de la enfermedad, aunque se sabe que afecta al sistema inmunológico.

Tipos de psoriasis pustulosa

Hay varios tipos de la enfermedad, dependiendo de sus síntomas, localización y duración:

psoriasis pustulosa– Aguda

Aparece repentinamente y es muy severa.

– Crónica

A largo plazo, normalmente no produce otros síntomas aparte de los de la piel.

– Subaguda

De carácter intermedio entre las dos anteriores.




– Generalizada o de Von Zumbusch

Aparece en todo el cuerpo, con síntomas agudos, fiebre y una reacción tóxica en los tejidos.

– Anular

Es más común en los niños pequeños.

Las pústulas pueden aparecer en los bordes de las placas en forma de anillo.

Normalmente aparecen en el tronco, en los brazos y en las piernas.

– Palmoplantar

Suele ser crónica. Las palmas de las manos y las plantas de los pies quedan de color rojo, con pústulas blancas o amarillas.

Síntomas de la psoriasis pustulosa

De un modo general, la piel queda inicialmente de un color rojo intenso y, en cuestión de horas, pueden aparecer varios grupos de pústulas.




Dependiendo del tipo de psoriasis pustulosa, pueden aparecer síntomas como dolor de cabeza, fiebre, escalofríos, dolores articulares, disminución del apetito y náuseas.

En el mismo día que aparecen, las pústulas pueden fusionarse, formando grandes zonas que se secan y se desprenden como hojas.

Debajo de la superficie de las placas, la piel es roja y lisa, pero en ella pueden aparecer nuevas pústulas.

Estos episodios pueden durar días o hasta semanas y, en algunos meses, puede haber una nueva fase en la que la pérdida del cabello también es posible.

Cuando las pústulas mejoran, normalmente los otros eventuales síntomas también desaparecen, pero en algunas personas la piel puede continuar al rojo vivo.

Colaboración: Jorge, de Remedios naturales para la psoriasis.

Esperamos que te sean útiles estas informaciones sobre la psoriasis pustulosa y recuerda: si te aparecen estos síntomas, es recomendable que consultes un médico, para estar seguro(a) que se trata de esta enfermedad y comenzar un tratamiento adecuado de inmediato.

También puede interesarte:

Los tipos de psoriasis.

Basta de psoriasis


¿Te gustó esta entrada? Compártela con tus amigos:

Deja aquí tu pregunta o comentario:

ATENCIÓN: antes de enviar tu pregunta o comentario, lee atentamente nuestra Política de Comentarios.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *